Trastorno del Deseo Sexual Hipoactivo

¿Estás listo para dar el primer paso hacia tu bienestar sexual?

En nuestra consulta de psicología situada en pleno centro de Zaragoza ofrecemos asesoramiento y tratamiento para superar el trastorno del deseo sexual hipoactivo.

¿Qué es el trastorno del deseo sexual hipoactivo?

El Trastorno del Deseo Sexual Hipoactivo (TDSH) es una condición compleja y multifacética, caracterizada por una disminución persistente o ausencia de interés en la actividad sexual. Esta falta de deseo no es solo una fase pasajera; para considerarse TDSH, debe prolongarse durante al menos seis meses y estar acompañada de sentimientos de ansiedad, angustia, o impactar negativamente en las relaciones interpersonales.

Las personas que padecen TDSH suelen experimentar escasos o nulos pensamientos y fantasías sexuales, y pueden mostrar indiferencia ante las insinuaciones sexuales de su pareja. Incluso durante el acto sexual, pueden perder el interés o evitar el sexo por completo. Es importante destacar que el TDSH puede ser un problema constante o presentarse solo en situaciones específicas.

Es uno de los problemas sexuales más comunes, estimándose que una de cada cinco personas experimenta una disminución en el interés sexual en algún momento de sus vidas. Este fenómeno es aún más pronunciado en mujeres, con tres de cada diez afectadas.

El TDSH puede coexistir con otros problemas como dificultades en la excitación sexual o en alcanzar el orgasmo. Las enfermedades médicas, la debilidad, el dolor, problemas con la imagen corporal, o trastornos depresivos son factores que pueden influir en el deseo sexual.

Cabe señalar que la falta de deseo sexual no siempre indica la presencia de un trastorno. Es esencial considerar la individualidad de cada persona y el contexto de su vida para realizar un diagnóstico adecuado.

Deseo sexual hipoactivo
¡Llámanos!

653 694 007

¡O envíanos un WhatsApp!

O, si lo prefieres, rellena el formulario y nosotros te contactamos 😉


    Causas del trastorno del deseo sexual hipoactivo

    El Trastorno del Deseo Sexual Hipoactivo (TDSH) puede originarse por una variedad de factores, tanto físicos como psicológicos. A continuación, presentamos una lista clara y concisa de las causas más comunes:

    Causas Físicas

    • Enfermedades crónicas: Como diabetes, hipertensión, artritis, cáncer y trastornos neurológicos.
    • Cambios hormonales: Especialmente en mujeres, durante la menopausia, embarazo y lactancia.
    • Medicamentos: Antidepresivos, fármacos para la presión arterial, quimioterapia, y terapias hormonales.
    • Consumo de sustancias: Uso excesivo de alcohol y drogas.
    • Cambios físicos relacionados con la menopausia: Como sequedad vaginal, que puede hacer dolorosas las relaciones sexuales.

    Causas Psicológicas

    • Estado de ánimo: Ansiedad, depresión, estrés y baja autoestima.
    • Experiencias sexuales negativas: Incluyendo abuso sexual y maltrato físico en el pasado.
    • Problemas de relación: Conflictos, falta de comunicación y necesidad de cercanía emocional.

    Otros Factores

    • Problemas de imagen corporal: La insatisfacción con la propia imagen puede disminuir la libido y el interés en la actividad sexual.
    • Cansancio: El agotamiento físico y mental puede reducir significativamente el deseo sexual.
    • Traumas pasados: Experiencias traumáticas, incluyendo abuso sexual, pueden tener un impacto significativo en el deseo sexual.

    Tratamiento para el Trastorno del Deseo Sexual Hipoactivo

    El tratamiento del Trastorno del Deseo Sexual Hipoactivo (TDSH) debe ser personalizado y puede incluir una combinación de estrategias terapéuticas y cambios en el estilo de vida. Aquí te presentamos un resumen de las opciones de tratamiento más efectivas:

    Opciones Terapéuticas

    • Psicoeducación: Entender más sobre el TDSH y cómo afecta a las personas.
    • Terapia individual o de pareja: Para abordar problemas subyacentes, mejorar la comunicación y la intimidad.
    • Terapia cognitivo-conductual: Modificar pensamientos y creencias irracionales relacionadas con el sexo.
    • Gestión de emociones y autoestima: Trabajar en sentimientos de vergüenza, inhibición y mejorar la autoimagen.
    • Tratamiento de ansiedad situacional: Específicamente relacionada con las relaciones sexuales.
    • Identificación de estímulos placenteros: Buscar nuevas maneras de alcanzar la excitación.
    • Aproximación progresiva a la relación sexual: Reconstruir paso a paso el acercamiento al sexo.

    Cambios en el Estilo de Vida y Ejercicios

    • Ejercicios de Kegel: Para aumentar la circulación sanguínea y sensaciones en los genitales.
    • Comunicación con la pareja: Hablar sobre preferencias y aversiones sexuales.
    • Exploración de material erótico: Como películas, revistas y sitios web.
    • Masturbación y uso de juguetes sexuales: Para explorar el placer sexual personal.
    • Reducción de estrés: A través de la meditación, ejercicios de respiración y un sueño adecuado.
    • Limitar el consumo de alcohol y dejar de fumar: Mejorar la salud general y la función sexual.
    • Ejercicio regular: Para mejorar el estado de ánimo y aumentar la energía.

      En Terapéutica en Alza, reconocemos la complejidad y la singularidad de cada caso de Trastorno del Deseo Sexual Hipoactivo (TDSH). Estamos profundamente comprometidos con brindar un enfoque personalizado y comprensivo, ajustando nuestros tratamientos a tus necesidades específicas.

      Si te identificas con los síntomas o causas del TDSH, o crees que podrías estar experimentando esta condición, te invitamos a contactarnos. Juntos, podemos explorar las opciones de tratamiento más adecuadas para ti, asegurando un camino hacia el bienestar y la satisfacción sexual.

      1

      ¡Hola!
      ¿Podemos ayudarte?

      *Para asegurar que tus datos son confidenciales
      cumplimos estrictamente la ley de protección de datos.
      La información que nos transmites es debidamente protegida.
      Al continuar, aceptas la política de privacidad.